Descubriendo al ancestro judío oculto de Bruce Lee

Por: Richard Tenorio

¿La leyenda de artes marciales Bruce Lee tenía sangre judía? Aunque murió hace 45 años a la temprana edad de 32 años, Lee sigue siendo uno de los maestros de artes marciales más famosos del mundo. Sus golpes, patadas y destreza en la lucha son instantáneamente reconocibles en sus exitosas películas como “Enter the Dragon”.

Sin embargo, un aspecto de su pasado sigue siendo oscuro: la evidencia indica que tuvo un bisabuelo judío.

El linaje judío de Lee se encuentra entre las revelaciones de un nuevo libro, “Bruce Lee: A Life”, del autor Matthew Polly. Un artista marcial, Polly busca ir más allá de los muchos mitos que rodean a Lee y presentar un retrato más matizado del famoso luchador y estrella de cine.

“Bruce, para mí, es una persona diversa e interesante que generalmente no se piensa en esa área”, dijo Polly. “Incluso las personas que conocen su historia piensan en él como chino. Era un polígloto de muchos orígenes étnicos diferentes. Que él era en parte judío indica cuán diverso era un individuo”.

Lee conectó un puente entre Oriente y Occidente, creando un estilo de lucha híbrido llamado Jeet Kune Do (El camino del puño que intercepta) y transformando las artes marciales asiáticas desde un interés a pequeña escala en los Estados Unidos en una oleada nacional.

Matthew Polly, artista marcial, erudito y autor del nuevo libro, ‘Bruce Lee: A Life’. (Cortesía)

Desde que se estrenaron las películas de Lee, ha habido más de 20 millones de estudiantes de artes marciales en Occidente.

Uno de ellos es Polly, que llama a Lee una inspiración. Se ha capacitado en diversas disciplinas en todo el mundo, estudiando con los famosos monjes Shaolin en China para aprender las artes marciales mixtas (MMA) más contemporáneas.

Polly describe estas experiencias en sus primeros dos libros. Su tercer y más reciente trabajo, sin embargo, combina el periodismo con la beca.

Además de entrevistar a los miembros sobrevivientes de la familia de Lee, incluyendo a su viuda, Linda y su hija Shannon (Brandon, el hijo de la pareja, una estrella por derecho propio, murió trágicamente mientras filmaba la película “The Crow” en 1993), Polly también realizó investigación que contradice las versiones establecidas de la vida de Lee.

Raíces enterradas

En las notas al pie del libro, Polly se refiere a “declaraciones incorrectas” que llevaron a la suposición de que el bisabuelo materno de Lee era católico alemán. Polly encontró evidencia de que este bisabuelo, Mozes Hartog Bosman, provenía de una familia judía holandesa de origen alemán.

Bosman nació en Rotterdam en 1839 de padres adolescentes Hartog Mozes Bosman y Anna de Vries. Su padre era un carnicero judío kosher.

“[Mozes] no quería ocuparse de los asuntos de su padre”, dijo Polly. Cuando era un adolescente, Bosman se unió a la Compañía Holandesa del Este de Asia y “saltó en un bote al otro lado del mundo, terminando en Hong Kong”.

“Era uno de esos chicos que querían aventura”, dijo Polly. “Podría haber muerto muy fácilmente en cualquier momento del viaje”.

El bisabuelo holandés judío de Bruce Lee, Mozes Hartog Bosman, alrededor de 1880. (Cortesía de Matthew Polly)

En cambio, en 1866, se convirtió en cónsul holandés en Hong Kong, donde dejó un legado complicado. Compró una concubina china llamada Sze Tai y tuvo seis hijos con ella; todos crecieron hasta convertirse en “extremadamente ricos, los más ricos de Hong Kong”, dijo Polly.

Uno de sus hijos, Ho Kom-tong, tenía una esposa, 13 concubinas y una amante británica. Con su amante, tuvo su trigésimo hijo, una hija, Grace Ho, que se convirtió en la madre de Bruce Lee.

Para este momento, Bosman ya no estaba. Se había involucrado en lo que se llamó el comercio de culis, en el que él y otros comerciantes de Hong Kong firmaron a trabajadores chinos a “contratos de explotación” para trabajar en la construcción de ferrocarriles estadounidenses, dijo Polly.

Pero Bosman se declaró en quiebra y abandonó a su familia por California, cambiando su nombre a Charles Henri Maurice Bosman. “No volvería a ver a sus hijos”, dijo Polly.

Bosman comenzó una familia separada después de casarse con la hija de un adinerado hombre de negocios involucrado en el comercio con China. Se mudaron a Inglaterra, donde fue enterrado en un cementerio cristiano.

“Puede haberse convertido más tarde en la vida”, especuló Polly.

Polly cree que la historia del judío holandés “podría haber sido una buena película”, pero hay otro giro argumental: algunos dudan de si el abuelo de Bruce Lee, Ho Kom-tong, era realmente el hijo biológico de Bosman.

De los seis hijos chinos de Bosman, dijo Polly, “todos se veían diferentes”, con las características de Ho Kom-tong “el más chino de todos los hijos”.

“Hay rumores de que tal vez la concubina tuvo una aventura amorosa con un chino de lado, que Mozes era el padre oficial pero no el padre biológico”, dijo Polly. “Si eso es cierto, no hay un linaje de sangre judío”.

Pero Polly dijo que no hay evidencia para respaldar el asunto rumoreado. “Los niños eurasiáticos a menudo se veían diferentes de sus hermanos. Bruce parecía mucho más chino que sus hermanos Robert y Peter”.

 

Hermanos Peter, Agnes, Grace, Phoebe, Robert y Bruce Lee, alrededor de 1956. (Cortesía de Matthew Lee)

 

Polly también cuestionó “si una concubina china en la década de 1860 en Hong Kong casada con un comerciante europeo se atrevería a hacer trampa”. Y señaló que “Ho Kom-tong oficialmente le dijo a todos que Mozes Hartog era su padre en su documento de identidad”.

“Desde mi punto de vista, Mozes Hartog Bosman era el padre de Ho Kom-tong”, dijo Polly.

La historia de la genealogía judía de Bruce Lee dio como resultado un video realizado por el productor educativo BimBam.

 

 

“Me encanta”, dijo Polly. “Es puntual. Equilibra la línea entre tratar al tema alegremente, al tiempo que permite esta fascinante historia de la que nadie ha oído hablar: la historia de la vida de Mozes Hartog que llevó a Bruce Lee, el mejor artista marcial chino de kung fu de todos los tiempos”.

Ha nacido una estrella

El propio Lee nació en San Francisco en 1940 antes de regresar a Hong Kong y vivir de niño bajo la ocupación japonesa en la Segunda Guerra Mundial. Solo un tercio de la población de Hong Kong sobrevivió a la guerra.

“Las atrocidades que cometieron los japoneses contra los chinos son asombrosas”, dijo Polly, citando una cifra de 50 millones de muertos. “Fue tan miserable como podrías imaginar. Sus primeras experiencias en el mundo fueron lo que era vivir en tiempos de guerra”.

Bruce Lee en 1946. (Dominio público)

En la posguerra de Hong Kong, Lee se convirtió en una joven estrella de cine en películas que no tenían nada que ver con las artes marciales. También se entrenó en los antiguos estilos de lucha, pero tuvo una adolescencia problemática. Para un cambio de escenario, se fue a vivir a los Estados Unidos a los 18 años.

Polly ve paralelismos entre las experiencias de los recién llegados chinos y judíos a los Estados Unidos, Incluida la discriminación que sufrieron Lee y otros inmigrantes chinos.

“No es exclusivo de los chinos”, dijo Polly. “Inicialmente, los inmigrantes judíos, italianos e irlandeses fueron recibidos como mano de obra barata antes de que surgiera un racismo y una discriminación en su contra”.

Pero, dijo, “la historia china no es tan contada como otras. Fueron el primer grupo de inmigrantes que aprobaron una ley que los excluía a todos, la Ley de Exclusión China, basada en el país de origen, “aprobada en 1882 y solo derogada durante la Segunda Guerra Mundial.

“Hubo disturbios [anti-chinos], pogromos”, dijo Polly. “Los expulsarían de las ciudades, acurrucados en barrios chinos, por así decirlo, guetos. Era la única parte en San Francisco donde se les permitía tener propiedades para asegurarse de que no vivirían en ningún otro lugar. Hubo mucha discriminación similar a los judíos en Europa y también en América”.

Bruce Lee con su hijo rubio, ojos grises Brandon, alrededor de 1966. (Dominio público)

También hubo casos de aceptación. Cuando Lee comenzó a enseñar artes marciales en los Estados Unidos, su primer estudiante, Jesse Glover, era afroamericano.

“En ese momento, la comunidad china y la comunidad afroamericana estaban en desacuerdo”, dijo Polly. “A Bruce no le importaba la raza y la etnia, siempre y cuando fuera sincero. Su primera clase fue el grupo más diverso de estudiantes en la historia del kung fu”.

Lee también encontró aceptación cuando se casó con su novia de la universidad, Linda Emery, cuyos antecedentes incluyen raíces suecas y alemanas. Según el libro, Lee “orgullosamente le dijo a todos” sobre las diversas características de su hijo recién nacido Brandon, describiéndolo como quizás la única persona china con cabello rubio y ojos grises.

Rompiendo el techo de celuloide

Un lugar donde Lee luchó por la inclusión fue Hollywood, incluso después de su éxito inicial como maestro de artes marciales Kato en el programa de televisión “The Green Hornet“.

“Nadie había visto nunca a un maestro asiático de artes marciales en un programa de televisión occidental”, dijo Polly.

Después de su cancelación, Lee “se dedicó a convertirse en una estrella de cine de artes marciales, desempeñando un papel heroico una y otra vez”, dijo Polly. “Hollywood no creía que el público lo aceptaría”.

Finalmente, Lee regresó a Hong Kong, donde interpretó a un maestro de artes marciales en las películas “The Big Boss“, “Fist of Fury” y “Way of the Dragon“.

Bruce Lee como Kato en ‘The Green Hornet’, 1967. (Dominio público)

Se convirtieron en “las mayores sensaciones de taquilla que el sudeste asiático había visto”, dijo Polly.

Esto llevó a “Enter the Dragon“, una coproducción precedente entre Hong Kong y Hollywood. Fue la primera película de kung fu en idioma inglés del mundo. Producida con un presupuesto de $ 1 millón, la película ganó $ 90 millones en taquilla.

“Me sorprendió que alguien pudiera pelear así”, dijo Polly. “Parecía sobrehumano”.

Sin embargo, cuando la película fue lanzada el 26 de julio de 1973, vendría en medio de una tragedia. Lee había muerto seis días antes en lo que Polly describe como circunstancias misteriosas.

“Al escribir el libro, sabía que tenía que decir algo al respecto”, dijo Polly. En su libro, presenta “una nueva teoría para su muerte: murió de un golpe de calor”.

Lee fue enterrado en el cementerio Lake View en Seattle, que tenía dos secciones: “una sección china muy pequeña y una más grande para los caucásicos”, dijo Polly. “Me preguntaron si quería ser enterrado con su gente”. Eligió ser enterrado en la sección blanca del cementerio”.

En su funeral, el ex estudiante Glover se quedó junto a su tumba y ahuyentó a los obreros que la estaban llenando, paleando él mismo la última pieza de tierra.

“Imagine a un hombre afroamericano llenando una tumba china en un cementerio blanco en Seattle”, dijo Polly. “Es una experiencia esencialmente estadounidense”.

 

ArteChinaCineDeporteEE.UUJudaísmo
Comentarios (0)
Agrega comentario