Noticias de Israel en español 24 horas en directo

Imán de Francia: el antisionismo es antisemitismo

Por: Jeremy Sharon / En: Jpost / Traducción de Noticias de Israel

MARC ISRAEL SELLEM / THE JERUSALEM POST

El imán francés Hassen Chalghoumi, que actualmente encabeza una delegación de musulmanes franceses en Israel, dijo el miércoles que el antisionismo es antisemitismo, y culpó a la Hermandad Musulmana por incitar a los judíos en Francia y Bélgica.

Chalghoumi está en su segunda visita a Israel, que ha sido organizada por ELNET, una ONG dedicada a fortalecer las relaciones entre Europa e Israel, y está dirigiendo a un grupo de jóvenes líderes políticos, mediáticos y sociales musulmanes de Francia y Bélgica en una gira por el país.

«La propaganda antisemita es una máscara; en realidad es antisemita, pero se utiliza para decir cosas antisemitas de una manera más cortés», dijo Chalghoumi al Jerusalem Post a través de un traductor.

«Lo que caracteriza al antisionismo es el odio. Si estuviéramos hablando simplemente de críticas al Estado de Israel, no veríamos el odio ni hablaríamos de la necesidad de exterminar y destruir a Israel», afirmó el imán.

La actual visita de Chalghoumi ha sido diseñada para ayudar a los jóvenes líderes musulmanes a comprender mejor a Israel y promover el diálogo judeo-musulmán en su país.

El grupo visitó el Knesset el miércoles y se reunió con ministros y miembros del Knesset, y luego se dirigió al Muro Occidental, y también visitará Yad Vashem, el Monte del Templo, y las fronteras norte y sur de Israel.

Después de un día entero de gira por Jerusalem, Chalghoumi dijo que Jerusalem no es como él esperaba.

«Pensé que encontraría grupos de mente cerrada que tuvieran pocas libertades y libertades restringidas», dijo. Sin embargo, «encuentro una comunidad de mente abierta que está entusiasmada por recibir a los demás con amor… Ver a todos viviendo aquí juntos, judíos, musulmanes y cristianos, es alentador y reconfortante».

Chalghoumi señaló que esperaba sentirse particularmente mal recibido en el Muro Occidental.

«Me sorprendió ver que cuando los árabes, tanto mujeres como hombres, entraron en el Kotel, nadie nos miró extrañamente ni dijo nada negativo ni nos hizo sentir mal acogidos», dijo. «De hecho, la gente quería saber de nuestro viaje, nos decían `Baruj Hashem’ y rezaban por nosotros…. Nos sentimos muy bienvenidos».

En términos más generales, el imán dijo que comenzó sus esfuerzos para combatir el extremismo y participar en actividades interreligiosas tras una serie de ataques terroristas islamistas en Francia y Bélgica a partir de 2012.

Chalghoumi dijo que el hecho de que todos los ataques fueron llevados a cabo por jóvenes lo llevó a tratar de cambiar la mentalidad de la juventud musulmana francesa y belga.

«La juventud era el centro del asunto, y por lo tanto, influir en los jóvenes líderes musulmanes podría influir en los jóvenes musulmanes y moderar las relaciones entre musulmanes y judíos», dijo.

Al preguntársele por qué el antisemitismo está tan extendido en las comunidades musulmanas francesas y belgas, donde en muchos barrios los judíos no pueden llevar símbolos judíos identificables, Chalghoumi dijo que los grupos islamistas, especialmente los Hermanos Musulmanes, han sido extremadamente activos en la región y han promovido su ideología, que incluye ideas clásicamente antisemitas.

Dijo que la Hermandad Musulmana ha hecho del conflicto israelí-palestino «una cuestión emblemática para unir a los musulmanes en Francia», lo que le ha ayudado a recaudar dinero, especialmente de Turquía, Qatar e Irán, que han invertido dinero en grupos islamistas en Europa para financiar sus instituciones.

«La Hermandad Musulmana está en contra de los judíos e Israel. Utilizan viejos tropos antisemitas, tales como que los judíos controlan el mundo, siendo ricos; promueven los protocolos los sabios de Sión; y promueven el odio hacia Israel», dijo Chalghoumi.

El imán lleva a cabo actividades en el barrio parisino de Drancy, donde reside, y en muchos de los barrios parisinos con grandes comunidades musulmanas para combatir estas ideas, incluyendo diálogos interreligiosos, comidas compartidas y eventos similares.

A pesar de los desafíos, Chalghoumi dijo que confía en que se pueda progresar.

«No puedes tener éxito si no eres optimista. Tengo una fatwa sobre mi cabeza, se disparan cohetes desde Gaza a Israel, pero la gente sigue y yo sigo adelante porque no hay otra opción».

Vía Jpost

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More