Civiles sirios agradecen a Israel: “les enseñaremos a nuestros hijos lo que hicieron”

(AFP / Menahem Kahana)

Después de dos años de operaciones, la FDI cerró las operaciones en la frontera con Siria en los Altos del Golán que emprendió con el objetivo de ayudar a los civiles sirios durante la actual guerra civil siria.

Mientras que Israel ha proporcionado ayuda a civiles durante la guerra civil de siete años, en los últimos dos años, las FDI han mantenido un comando especial en la frontera siria para gestionar las grandes transferencias de bienes humanitarios a los sirios justo al este de la valla de seguridad.

Conocido como el Comando del “Buen Vecino”, el centro también operaba una clínica, conocida como Mazor Ladaj, en el Golán para tratar a los sirios heridos.

Miles de civiles sirios recibieron ayuda o tratamiento médico del comando en los últimos dos años.

Unos 7.000 pacientes sirios fueron atendidos en la clínica de Mazor Ladaj, mientras que miles de toneladas de alimentos y ropa se distribuyeron a los civiles cerca de la frontera, junto con más de 1.000.000 de litros de combustible, 40 vehículos, 20 generadores de energía, 630 tiendas de campaña y otras ayudas humanitarias .

Un civil sirio agradeció personalmente al comandante de la operación Buen Vecino.

“Le deseo todo lo mejor, y le agradezco mucho por su ayuda y por apoyarnos”, dijo el hombre en una grabación de voz. “En nombre de D’os, este acto no será olvidado, y les enseñaremos a nuestros hijos lo que han hecho”.

Vía Arutz Sheva
Comentarios