Noticias de Israel en español 24 horas en directo

Israel presiona a Alemania para que ponga fin a financiación de grupos anti-Israel, según un informe

(Tobias SCHWARZ / AFP)

Israel está presionando a Alemania para que ponga fin a la financiación de docenas de organizaciones políticas, culturales y religiosas a las que acusa de agitación contra Israel en su país y en el extranjero, incluido el Museo Judío de Berlín, según una carta no oficial obtenida por un diario alemán de izquierda.

El Tageszeitung, o Taz, obtuvo una copia de la carta de siete páginas sin firmar enviada a la oficina de la canciller Angela Merkel y al Ministerio Federal de Desarrollo, instando a Alemania a “revisar sus pautas de financiamiento”.

El origen de la carta no se menciona, pero las fuentes le dijeron a Taz que tenía los sellos distintivos del ONG Guard Group, una organización no gubernamental que a menudo apunta a grupos de izquierda.

Un portavoz del gobierno alemán le dijo a Taz que hay una conversación en curso entre los dos países sobre el apoyo de Alemania a las ONG y que el gobierno israelí también ha proporcionado información. El portavoz no confirmó ni negó que la carta en cuestión provenga de contactos oficiales israelíes.

Según se informa, la carta acusa a Alemania de hacer todo lo posible por apoyar a los grupos que participan en actividades contra Israel y que intentan intervenir en los asuntos internos de Israel. Como uno de los muchos ejemplos, la carta menciona a la revista +972 de la Fundación Heinrich Böll, un grupo de expertos asociado con el Partido Verde, diciendo que sus autores “acusan regularmente a Israel de apartheid”.

Según se informa, la carta también acusa al Museo Judío de Berlín de subrayar el punto de vista musulmán-palestino en una exposición actual sobre la ciudad de Jerusalem, y comenta sobre los “eventos y discusiones que ocurren regularmente en el museo con destacados partidarios del BDS [boicot anti-Israel]. El festival internacional de cine de Alemania, Berlinale, se enfrenta al mismo cargo.

La carta menciona a fundaciones, grupos eclesiásticos y organizaciones asociadas tanto en Israel como en la Autoridad Palestina como involucradas en actividades contra Israel, y critica la financiación alemana para películas de grupos que apoyan el BDS.

Insta a Alemania a “vincular su mayor apoyo financiero al cese total de tales actividades”.

Mientras tanto, algunos grupos han respondido defensivamente a las acusaciones. Un portavoz de la Fundación Böll le dijo a Taz que el grupo había visto un aumento en la presión de Israel sobre las ONG, tanto dentro de Israel como en los territorios palestinos, que se consideraban críticos del gobierno.

Vía The Times of Israel

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More