Netanyahu visitará Viena para asistir a una conferencia sobre antisemitismo

Netanyahu asistirá a la conferencia dedicada a combatir el “antisemitismo y el antisionismo”; no se reunirá con funcionarios del Partido de la Libertad de extrema derecha.

Ohad Zwigenberg / Pool / Flash90

El primer ministro Benjamin Netanyahu viajará a Viena a fines de este mes para asistir a una conferencia sobre antisemitismo y participar en una serie de reuniones bilaterales.

El planeado viaje de Netanyahu, el primero de un primer ministro de Israel a la capital austriaca desde 1997, fue anunciado el miércoles por el canciller austriaco Sebastian Kurz.

“¡Es un placer para mí dar la bienvenida al primer ministro Netanyahu para una visita oficial a Austria!”, escribió en su cuenta de Twitter, y agregó que esperaba “asistir a la conferencia junto a Netanyahu”.

La visita de dos días de Netanyahu, entre el 20 y el 21 de noviembre, se produce en medio de vínculos cada vez más estrechos entre Jerusalem y el gobierno de derecha de Austria.

En Viena, Netanyahu tiene previsto reunirse con Kurz y el presidente austriaco Alexander Van der Bellen.

Pero lo más destacado del viaje será su participación en la conferencia sobre la lucha contra el antisemitismo y el antisionismo, que el gobierno austriaco está organizando en el marco de su actual presidencia de la Unión Europea.

“2018 es un año especial de conmemoración”, dijo Kurz en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, refiriéndose a los pogromos antijudíos que tuvieron lugar en Alemania y Austria hace 80 años este mes.

“Siempre debemos recordar nuestra responsabilidad histórica y hacer todo lo que esté a nuestro alcance para combatir todas las formas de antisemitismo”, dijo. “Si los judíos no se sienten seguros en muchos lugares de Europa en 2018, entonces esto no solo debería hacernos pensar, sino que nos obliga a todos a tomar una acción conjunta”.

También se espera que Netanyahu visite la sinagoga principal de Viena, conocida como Stadttempel, y se reúna con representantes de la comunidad judía de Austria.

Fuentes en Viena dijeron a The Times of Israel que no se espera que se reúna con funcionarios del Partido de la Libertad de extrema derecha, que Israel boicotea debido a su pasado nazi.

El primer ministro Benjamin Netanyahu, a la izquierda, y luego el canciller austriaco Viktor Klima durante una conferencia de prensa conjunta en Viena, Austria, el 22 de septiembre de 1997 (Avi Ohayun / GPO)
El primer ministro Benjamin Netanyahu, a la izquierda, y luego el canciller austriaco Viktor Klima durante una conferencia de prensa conjunta en Viena, Austria, el 22 de septiembre de 1997 (Avi Ohayun / GPO)

La última visita a Austria de un primer ministro israelí fue en 1997, cuando Netanyahu se reunió con el entonces canciller Viktor Klima y otros funcionarios.

Kurz y Netanyahu se reunieron por última vez en Nueva York en septiembre, al margen de la Asamblea General de las Naciones Unidas.

“El primer ministro expresó su agradecimiento por una serie de decisiones y medidas tomadas por el gobierno austriaco bajo el canciller Kurz en los últimos meses”, dijo la Oficina del Primer Ministro después de su reunión.

Netanyahu dijo que Kurz le había informado sobre las medidas tomadas por el gobierno austriaco para fortalecer los lazos con la comunidad judía en Austria y para salvaguardar a la comunidad y su historia. También lo elogió por los esfuerzos para contrarrestar el antisemitismo, incluido el cierre de una revista de extrema derecha llamada “Die Aula”.

A pesar de la inclusión del Partido de la Libertad en el gobierno, Austria e Israel se han acercado significativamente desde la elección de Kurz.

Los judíos austriacos también se oponen firmemente al partido, conocido por su acrónimo alemán FPOe, argumentando que no ha hecho lo suficiente para distanciarse de su pasado antisemita y que todavía promueve posiciones problemáticas.

Desde el ascenso de FPOe al parlamento en las elecciones de 2017 en Austria, Israel ha mantenido una política de mantener el contacto oficial con el partido solo en el nivel de la función pública, evitando cualquier contacto con los ministros, incluida la ministra de Relaciones Exteriores de Austria, Karin Kneissl.

Netanyahu había instruido previamente al Ministerio de Relaciones Exteriores para examinar cómo Israel debería interactuar con Viena a la luz del ascenso de FPOe.

Fundado en 1956, el partido surgió de la Federación de Independientes de corta duración, iniciada después de la Segunda Guerra Mundial por ex nazis a quienes se les había privado de sus derechos de voto. Su primer jefe fue un ex oficial de la Waffen SS y el último fue Joerg Haider, el polémico hijo de un ex funcionario del partido nazi.

Vía The Times of Israel
Comentarios