Hamás busca a Rusia para la mediación de un alto el fuego con Israel

Informe: Hamás acepta un alto el fuego con Israel

Un alto cargo de Hamás afirmó el miércoles que la organización terrorista está dispuesta a poner fin a los intensos combates actuales con Israel, según informó el Ministerio de Asuntos Exteriores ruso en un comunicado.

El vicepresidente del buró político de Hamás, Moussa Abu Marzouk, hizo la oferta durante una conversación telefónica con el viceministro de Asuntos Exteriores ruso, Mikhail Bogdanov, que también supervisa los asuntos de Oriente Medio.

Abu Marzouk la condicionó, sin embargo, a que Israel detenga los ataques y a que la comunidad internacional presione al Estado judío para que ponga fin a las “acciones militares” en la mezquita de Al-Aqsa, en el Monte del Templo.

Israel no busca un alto el fuego

Abu Marzouk adoptó un tono diferente en las entrevistas concedidas el miércoles a los medios de comunicación vinculados a Hamás, en las que dijo “Los europeos se pusieron en contacto con nosotros y nos dijeron que dejáramos de disparar misiles de corto alcance, de lo contrario no participarían en la reconstrucción de Gaza. Les he dicho que dejaremos de disparar misiles de corto alcance y que en su lugar utilizaremos misiles de largo alcance”.

Los comentarios de Abu Marzouk se produjeron después de tres días de disparos de cohetes desde la Franja de Gaza contra Israel durante los cuales se lanzaron más de 1.000 proyectiles contra el Estado judío, matando a cinco civiles e hiriendo a decenas. Un soldado israelí murió por el disparo de un misil antitanque en la frontera de Gaza.

La capital, Jerusalén, y el centro económico, Tel Aviv, fueron blanco de los ataques, así como pueblos y ciudades del sur y el centro del país. Israel ha respondido bombardeando cientos de objetivos de Hamás y otros grupos terroristas, incluyendo ataques que mataron a altos mandos de la organización terrorista.

Hamás justifica sus ataques

Los grupos terroristas palestinos han relacionado los ataques con los disturbios en Jerusalén relacionados con la oración en el Monte del Templo durante el mes musulmán del Ramadán y también con el desalojo pendiente de familias palestinas de hogares que ocupan ilegalmente en el barrio de Sheikh Jarrah del Este de Jerusalén.

Según Rusia, Abu Marzouk, hablando en nombre de la dirección de Hamás, está dispuesto a “detener cualquier acción militar contra Israel sobre una base de reciprocidad, en el entendimiento de que la comunidad internacional ejercerá la presión necesaria sobre la parte israelí para suprimir las acciones militares en el complejo de la mezquita de Al-Aqsa”, según el comunicado.

Abu Marzouk condicionó además la aparente oferta de alto el fuego al fin de lo que calificó de medidas “ilegales” de Israel contra los “habitantes árabes autóctonos de Jerusalén”.

Hamás llamó a Rusia

El viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Mijaíl Bogdánov, habla con periodistas en el Kremlin en Moscú, Rusia, el 27 de febrero de 2019. (Maxim Shemetov/Pool Photo vía AP)

La llamada telefónica se realizó a petición de los palestinos, dijo el ministerio. Abu-Marzouk habló de la fuerte escalada de violencia de los últimos días y también planteó la cuestión de las familias palestinas que se enfrentan al desalojo en Sheikh Jarrah. También se quejó de lo que, según él, era un bombardeo israelí de barrios residenciales en la Franja de Gaza.

Bogdanov subrayó la importancia de poner fin inmediatamente a la violencia, así como “la inadmisibilidad de los ataques contra civiles, independientemente de su nacionalidad y religión, incluidos los ataques contra objetivos civiles en territorio israelí y palestino”, según el comunicado.

Funcionarios israelíes dijeron el miércoles que no tenían intención de entrar en un alto el fuego inmediato y que planean que las Fuerzas de Defensa de Israel continúen atacando objetivos asociados con Hamás, la Jihad Islámica y otros grupos terroristas en la Franja, tanto para restaurar la disuasión contra ellos para prevenir futuros ataques como para debilitar significativamente sus capacidades.

FDI: No estamos interesados en un alto el fuego

“No estamos hablando de un alto el fuego, desde luego no en los próximos dos días”, dijo la portavoz de las FDI, Hilda Zilberman, a la emisora pública Kan.

El humo causado por los ataques aéreos de represalia israelíes por el lanzamiento de cohetes se ve en un edificio residencial en la ciudad de Gaza, el 12 de mayo de 2021. (AP Photo/Khalil Hamra)

“Actualmente no hay fecha de finalización de la operación. Sólo cuando logremos una tranquilidad total podremos hablar de calma”, dijo el ministro de Defensa, Benny Gantz, durante un recorrido por Ashkelon, una ciudad azotada por cohetes. “No escucharemos prédicas morales de ninguna organización o institución sobre nuestro derecho y deber de proteger a los ciudadanos de Israel”.

Hasta el miércoles por la mañana, se habían disparado más de 1.050 cohetes y granadas de mortero desde la Franja de Gaza hacia Israel desde el inicio de los combates el lunes por la noche, según las FDI. Aproximadamente 200 del total de cohetes no lograron atravesar la frontera y cayeron dentro del enclave, dijeron los militares. El portavoz de las FDI, Zilberman, dijo que el sistema de defensa aérea Cúpula de Hierro tenía una tasa de interceptación de entre el 85 y el 90 por ciento de los cohetes que se dirigían a zonas pobladas.

Reporte de muertes en Israel

Cohetes son lanzados hacia Israel desde Rafah, en el sur de la Franja de Gaza, a primera hora del 12 de mayo de 2021. (Abed Rahim Khatib/Flash90)

Al menos siete personas murieron en Israel -cuatro el miércoles y otras tres el martes- y decenas más resultaron heridas en los ataques desde Gaza, algunas de ellas de gravedad, como una niña de cinco años y un niño de seis en estado crítico. Uno de los fallecidos fue un soldado israelí que murió después de que Hamás disparara un misil antitanque contra el jeep en el que se encontraba en la frontera entre Israel y Gaza.

Una mujer de 67 años sufrió un ataque al corazón provocado por las sirenas de los cohetes en el centro de Israel, y en Tel Aviv, un hombre de 80 años sufrió un aparente ataque al corazón mientras corría hacia un refugio y se encontraba en estado grave, dijeron los médicos.

En respuesta al lanzamiento de cohetes, las Fuerzas de Defensa de Israel lanzaron ataques contra más de 500 objetivos en la Franja de Gaza, dirigidos contra el personal, el armamento y la infraestructura de Hamás en todo el enclave, con planes para atacar más en las próximas horas y días, dijo el ejército.

Entre ellos se incluyen nuevos asesinatos selectivos de altos mandos de Hamás y de la Jihad Islámica Palestina y la destrucción de varios edificios de gran altura que, según las FDI, eran utilizados por los grupos terroristas como centros de mando, bases de inteligencia e instalaciones de investigación y desarrollo de armas, así como para alojar a altos cargos de los grupos terroristas.

Reporte de muertes en la Franja de Gaza

Según el Ministerio de Sanidad de la Franja controlado por Hamás, 53 palestinos han muerto desde el lunes por la noche, entre ellos 14 menores y tres mujeres, y 320 han resultado heridos. Las Fuerzas de Defensa de Israel dijeron que más de la mitad de los muertos eran miembros de grupos terroristas implicados en los combates y que algunos, entre ellos varios niños, murieron por cohetes errantes disparados desde Gaza que cayeron cerca de la frontera y aterrizaron dentro de la Franja, y no por ataques israelíes.

Los ataques con cohetes de Gaza se produjeron después de varios días de violencia islamista contra la policía israelí en el Este de Jerusalén, con el Monte del Templo como punto central de los disturbios. Según los informes, cientos de palestinos resultaron heridos y decenas de policías también.

Los disturbios, con el trasfondo de la agitación en Jerusalén y los enfrentamientos con Hamás, se han extendido a las comunidades árabes israelíes, en particular a Lod, una ciudad con población tanto judía como árabe.

Hamás, que se declara partidario de la destrucción del Estado de Israel, arrebató a la Autoridad Palestina el control efectivo de la Franja de Gaza en 2007 mediante un violento golpe. Desde entonces, Israel ha impuesto un bloqueo naval al enclave, así como un férreo control sobre lo que puede entrar en la Franja, sosteniendo que es necesario para impedir que los grupos terroristas introduzcan armas en la zona.

Israel ha llevado a cabo tres grandes operaciones contra Hamás y otros grupos terroristas en la Franja de Gaza desde 2008, la última en 2014 con una guerra de 51 días conocida como Operación Margen Protector.

Salir de la versión móvil