Noticias de Israel
Las noticias de Israel, en español, 24 horas en directo.

Rusia y Turquía se hacen cargo de la resolución sobre el conflicto en Libia

El lunes en Moscú, los líderes de las partes opuestas en Libia concluyeron las negociaciones, al final de las cuales el Ministro de Relaciones Exteriores de Rusia dijo que se habían hecho ciertos progresos. Un frágil alto el fuego, mediado por Rusia y Turquía, ha entrado en vigor en Libia.

Rusia y Turquía han asumido el papel de árbitros clave en Libia, tratando de alentar a Fayez al-Sarraj, jefe del internacionalmente reconocido Gobierno de Acuerdo Nacional (GNA) y a su adversario, el General Khalifa Haftar, a que empiecen a coordinar las condiciones generales de un acuerdo político a más largo plazo que satisfaga tanto a Ankara como a Moscú.

El lunes, antes del inicio de las conversaciones, Sarraj instó a los libios a “empezar de cero”, dejar de lado sus desacuerdos, unirse y avanzar hacia la estabilidad y la paz. Dijo que el GNA aceptó el alto el fuego para detener el derramamiento de sangre, pero se mantiene en una “posición de fuerza, para apoyar la cohesión de la nación y la sociedad”.

Las partes no lograron firmar un acuerdo de paz el lunes como estaba previsto, y se tomó la decisión de continuar las conversaciones el martes. Sin embargo, el ministro ruso de Asuntos Exteriores, Sergey Lavrov, expresó su confianza en que las partes firmen el documento al final del día, y señaló que tienen una opinión positiva del mismo.

Según las organizaciones de vigilancia, más de 280 civiles y alrededor de 2.000 combatientes han sido asesinados, y aproximadamente 146.000 personas se han visto obligadas a abandonar sus hogares desde que Haftar inició su ofensiva en Trípoli el año pasado.

Según los analistas, hay mucho en juego tanto para Rusia como para Turquía, que apoyan a los bandos opuestos en el conflicto de Libia. Rusia está preocupada por su reputación y su posible colaboración en el sector petrolero, mientras que Turquía tiene intereses comerciales más amplios.

Turquía apoya a Sarraj y ha enviado sus propias fuerzas para apoyar al GNA, mientras que Rusia apoya a Haftar, apoyándolo a través de cientos de mercenarios de la compañía militar privada Wagner.

La semana pasada el presidente ruso Vladimir Putin dijo que es consciente de que hay mercenarios rusos en Libia, pero subrayó que no están bajo su mando.

“Si hay ciudadanos rusos allí, no representan los intereses del gobierno ruso ni reciben dinero del gobierno ruso”, dijo.

Las fuerzas de Haftar también cuentan con el apoyo de los Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita y Egipto. El gobierno francés ha negado las acusaciones de Sarraj de que apoya secretamente el asedio de Haftar a Trípoli.

Comentando el creciente papel de los actores extranjeros en el conflicto libio, la canciller alemana Angela Merkel advirtió la semana pasada que el país corre el riesgo de caer en una guerra civil, como Siria.

Merkel acogió con satisfacción la mediación de Ankara y Moscú. En una conferencia de prensa conjunta con Putin el sábado pasado, dijo: “Esperamos que los esfuerzos conjuntos de Rusia y Turquía conduzcan al éxito, y pronto enviaremos invitaciones para una conferencia en Berlín”.

Los analistas han observado que los países europeos que proporcionan activamente a Libia ayuda humanitaria han adoptado recientemente la postura de observadores silenciosos y quieren que otra persona se encargue de la resolución del conflicto, lo que ha aumentado el flujo de migrantes a Europa.

Sin embargo, la UE no tiene una posición unificada sobre qué lado del conflicto libio debe ser apoyado. El desacuerdo entre Francia e Italia a este respecto contribuyó al fracaso de los esfuerzos internacionales para lograr una resolución pacífica.

“Sin un liderazgo europeo en el asunto libio, Rusia y Turquía han encontrado más fácil involucrarse en el conflicto por sí mismas”, observan los analistas Karim Mezran y Emily Burchfield del Consejo Atlántico.

Vía Uawire

Deja una respuesta

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More