Noticias de Israel en español 24 horas en directo

Siria jura recuperar “las tierras ocupadas”

(Jack Guez / AFP / Getty Images)

Siria y sus aliados, Rusia e Irán, rechazaron el viernes el llamado del presidente Trump a reconocer la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán, en un momento en que el gobierno de Trump está tratando de reducir la creciente influencia de Irán.

Una declaración del Ministerio de Relaciones Exteriores de Siria dijo que la medida aumentaría la determinación de Siria de recuperar el territorio ocupado por Israel “por todos los medios disponibles”, y tanto Rusia como Irán dijeron que violaba el derecho internacional.

Turquía, un aliado de Estados Unidos, dijo que se arriesgaba a crear una nueva crisis en Medio Oriente.

El impulso de Trump para afirmar la propiedad de Israel de las alturas estratégicas a lo largo de la frontera sirio-israelí, transmitida en un tweet el jueves, marcó un cambio importante en la política de Estados Unidos y ha sido bien recibida por el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu. Pero también planteó la preocupación de que las confrontaciones a lo largo de la línea de alto el fuego podrían intensificarse.

Israel capturó dos tercios del Golán durante la guerra de 1967, y desde 1973 Siria no ha hecho ningún esfuerzo militar para recuperarlo. Su ejército no es rival para las capacidades militares superiores de Israel.

En la década de 1990 y más tarde a fines de la década de 2000, Damasco entabló conversaciones de paz con Israel, respaldada por los Estados Unidos, para garantizar el retorno del territorio.

Sin embargo, la guerra civil siria trajo a los asesores militares iraníes y las milicias respaldadas por Irán, como el Hezbolá del Líbano, a la zona de los Altos del Golán que sigue bajo control sirio, y en varias ocasiones lanzaron cohetes contra Israel, lo que provocó ataques de represalia.

“Este tweet es muy peligroso y dará lugar a más caos en la región”, dijo Mohammed Obaid, un analista libanés allegado al movimiento terrorista Hezbolá, respaldado por Irán en el Líbano.

Siria calificó la afirmación de la soberanía israelí como “irresponsable”, y dijo que revelaba la “mentalidad de hegemonía y arrogancia” de Estados Unidos.

“Las declaraciones del presidente norteamericano y su administración… nunca cambiará el hecho de que el Golán fue y seguirá siendo parte de la Siria árabe y que el pueblo sirio está más decidido y determinado a liberar esta preciosa parcela del territorio nacional sirio por todos los medios disponibles”, dijo la declaración del Ministerio de Relaciones Exteriores.

El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Bahram Qasemi, dijo que la afirmación de Trump era “ilegal e inaceptable” y no cambia el hecho de que el Golán “pertenece a Siria”. El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia dijo que violó las resoluciones de las Naciones Unidas que exigen la restauración del territorio a Siria.

La afirmación de los reclamos israelíes por parte de Estados Unidos le dará a Irán un impulso de propaganda, en un momento en que la administración Trump está presionando a los aliados en la región para que se unan a los esfuerzos para reducir la influencia iraní. El secretario de Estado Mike Pompeo llegó a Beirut el viernes por la mañana en una visita dirigida a instar a los líderes libaneses a tomar medidas para limitar la creciente importancia de Hezbolá en el gobierno libanés.

“Pasaremos mucho tiempo hablando con el gobierno libanés sobre cómo podemos ayudarlos a desconectarse de la amenaza que Irán y Hezbolá les presentan”, dijo Pompeo a periodistas a principios de esta semana en Kuwait.

El mensaje puede verse socavado, sin embargo, por la furia por el tuit sobre el Golán de Trump.

Anunciar el cambio de política de los EE. UU. en vísperas de la visita al Líbano “será contraproducente”, según Hilal Khashan, profesor de ciencias políticas en la Universidad Americana de Beirut. La mayoría de los libaneses comunes, incluidos los que se oponen a Hezbolá, están indignados por el reconocimiento de la soberanía israelí sobre las tierras que consideran árabes, dijo.

“Esta medida impulsará a Hezbolá al justificar su presencia militar en el Golán y darle una excusa para una expansión continua”, dijo. “Hezbolá se beneficiará al decirle a todos que nuestro compromiso de mantener nuestro arsenal militar está justificado, la guerra no ha terminado. Y debilitará a aquellos a quienes les gustaría ver a Hezbolá finalmente desarmado”.

El Líbano tiene sus propias disputas fronterizas con Israel, incluso sobre las Granjas de Shebaa, una parcela de tierras agrícolas contiguas al Golán, y la medida solo servirá para avergonzar a los aliados libaneses de Estados Unidos, dijo Obaid.

Entre los temas que se espera que Pompeo plantee, hay otra disputa entre el Líbano e Israel sobre sus fronteras marítimas, que ha adquirido una nueva urgencia debido al descubrimiento de que el área probablemente contiene importantes reservas de gas, según funcionarios libaneses.

“El Líbano no puede aceptar tal cambio en la actitud de Estados Unidos hacia el Golán porque significa que el Líbano tendría que olvidar sus propias áreas”, dijo Obaid. “Lo que Trump dijo demolió las esperanzas de los Estados Unidos de obtener resultados de la visita de Pompeo”.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, advirtió en un discurso en Estambul que los “desafortunados comentarios” de Trump que reconocían la soberanía israelí arriesgaban a la región a “una nueva crisis”.

“No podemos permitir la legitimación de la ocupación de los Altos del Golán”, dijo.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More