Musulmán mata a portugués para “vengar al Profeta” en Suiza

Musulmán mata a portugués para “vengar al Profeta” en Suiza. (ReMix)

El turco-suizo de 29 años, acusado de asesinar a una víctima al azar delante de una tienda de kebab el sábado por la noche en Morges, ha confesado su crimen, diciendo que estaba justificado por “la venganza contra el Estado suizo” y “el Profeta”, reveló la agencia de noticias suiza RTS.

Detenido el domingo en posesión del arma homicida y de una copia del Corán, justificó su crimen por “venganza contra el Estado suizo” atacando a un hombre que representaba a su población. Mencionó también que era “para vengar al Profeta”, una fuente cercana a la investigación declaró a la RTS el miércoles.

La víctima portuguesa, que murió en la escena, era residente en la zona y trabajaba para una empresa de transporte. Estaba presente con su novia cuando el atacante lo asesinó.

Omer A. fue considerado un peligro para la seguridad interna y externa de Suiza desde el 2017 por el Servicio de Inteligencia de la Confederación (SRC) y también fue acusado en un proceso penal en curso.

Según una fuente policial, tenía un “perfil psicológico inestable y potencialmente violento” y se creía que tenía “conexiones con simpatizantes de la causa jihadista”.

Debido a la amenaza que el hombre representaba, la Fiscalía de la Confederación (MPC) pidió que no residiera más en el hotel, sino que fuera internado en una institución psiquiátrica más adecuada.

Sin embargo, si bien es cierto que no se solicitó ningún internamiento, en el sentido formal del término, el MPC confirmó al RTS que el 19 de agosto había enviado un correo electrónico a las autoridades de Vaud para indicar que el alojamiento en una habitación de hotel no era adecuado, y que había que encontrar rápidamente un lugar en un albergue o establecimiento psiquiátrico.

Las autoridades respondieron que no había lugar disponible de inmediato, a pesar del deterioro de la salud mental del joven radicalizado y su falta de cooperación en la supervisión de las medidas socioeducativas. El resultado es conocido: abandonado a su suerte y vagando por las calles de Morges, atacó al azar el sábado por la noche.

Acto de terrorismo

Según una fuente de seguridad federal, este fue un acto de naturaleza terrorista. El joven, desequilibrado psicológicamente, que rompía con su familia turco-suiza establecida en el oeste de Lausana, había sido vigilado activamente desde el 2017 como un individuo radicalizado.

Fue encarcelado en abril de 2019 después de intentar incendiar una gasolinera en su vecindario. Fue liberado de la prisión en julio de este año, informó la RTS. Además, escapó de la red social y psicológica establecida por el Ministerio Público de la Confederación.

¿Por qué fue liberado?

Como ya estaba en el radar de los Servicios de Inteligencia por sospecha de radicalización desde el 2017, fue la Fiscalía Federal la que se ocupó del caso y gestionó su detención preventiva.

¿Por qué motivos fue liberado este verano, a pesar de un perfil violento y desequilibrado, y en qué condiciones?

Un comunicado de prensa del MPC publicado el miércoles por la tarde explica que las medidas alternativas incluían un toque de queda nocturno, la obligación de registrarse y la prohibición de llevar armas. Hasta el homicidio, el MPC afirma “no haber sido informado de ninguna violación de las medidas de sustitución impuestas que hubiera justificado una nueva detención”.

En el círculo inmediato, la familia se niega a hablar. Los lazos con el sospechoso han sido cortados por más de un año. Sin embargo, la familia colaboró regularmente con la policía en un intento de frenar la radicalización de Omer.