Autoridad Palestina libra una campaña contra los palestinos que venden tierras a los judíos

Por: Elior Levy y Yoav Zitun

Después de que la Autoridad Palestina detuviera a un residente de Jerusalem oriental bajo sospecha de vender tierras a judíos, las fuerzas de seguridad allanaron las oficinas de inteligencia general palestinas, confiscando computadoras y documentos.

Reuters

La Autoridad Palestina (AP) ha estado librando una feroz campaña contra los palestinos que venden bienes raíces y tierras en el este de Jerusalem a los judíos.

La campaña comenzó hace varios meses cuando la Autoridad Palestina decidió lanzar una guerra total contra los residentes del este de Jerusalem que vendían tierras a judíos y ONG’s de derecha, que la autoridad consideraba una traición.

Las investigaciones contra los residentes de Jerusalem oriental sospechosos de hacer negocios de bienes raíces con ciudadanos judíos son dirigidas por funcionarios de la Autoridad Palestina en cooperación con el establecimiento de defensa palestino, que a veces opera ilegalmente desde el este de Jerusalem.

Las reuniones con la asistencia de familias palestinas extendidas de las aldeas de Jerusalem oriental se llevaron a cabo durante el mes pasado, durante las cuales se llevaron a cabo discusiones sobre cómo erradicar la venta de tierras a los judíos.

La presión ejercida por los funcionarios superiores de la Autoridad Palestina en Jerusalem oriental obliga a las familias a celebrar las reuniones.

Issam Akel, de 53 años, residente del este de Jerusalem, que tiene una tarjeta azul (que otorga todos los derechos de residencia en Israel, excepto el derecho a votar por el Knesset), fue detenido por la Inteligencia General de la Autoridad Palestina a principios de octubre.

Fuerzas de seguridad allanan el edificio de oficinas de Rit en Jerusalem oriental
Fuerzas de seguridad allanan el edificio de oficinas de Rit en Jerusalem oriental

 

La esposa de Akel les dijo a Ynet y a Yedioth Ahronoth que, mientras estaba en Ramallah, le pidieron a su esposo que llegara de inmediato a las oficinas de la Inteligencia General con el pretexto de que tiene que firmar un documento.

Agregó que pasó una semana sin que nadie supiera el paradero de Akel. Después de ese tiempo, la inteligencia general confirmó que el hombre de 53 años había sido detenido. Sin embargo, a su esposa no le permitieron reunirse o hablar con él.

Como Akel es un ciudadano estadounidense, su esposa acudió al consulado de Estados Unidos en Jerusalem y solo entonces se le permitió reunirse con su esposo.

“Su estado mental es malo. Quería ser examinado en el hospital, pero no lo dejaron ir”, explicó.

En respuesta, la policía detuvo a Adnan Rit, gobernador del distrito de Jerusalem de la Autoridad Palestina, y a Jihad Al-Faqeeh, el jefe de la inteligencia palestina en la ciudad.

Documentos confiscados
Documentos confiscados

 

Tanto Rit como Al-Faqeeh fueron liberados poco después. Sin embargo, Akel permanece detenido en Ramallah.

El jueves por la noche, Rit fue detenido para un posterior interrogatorio después de que la policía allanó una conferencia celebrada por la Autoridad Palestina en el vecindario de Ras al-Amud en el este de Jerusalem. Fue liberado varias horas después.

Dos palestinos resultaron heridos el domingo mientras intentaban evitar que las fuerzas de seguridad ingresaran a la oficina de Rit para registrarla.

Las computadoras y los documentos, que fueron confiscados durante la búsqueda, fueron tomados para su examen.

Vía Y Net News
Comentarios