Noticias de Israel en español 24 horas en directo

La amenaza terrorista muy real de Irán y Hezbolá que enfrenta Europa

Por: Shaul Shay

Steve Winston / vía Jewish News

Los últimos complots terroristas iraníes en Europa son una advertencia y un llamado de atención a los Gobiernos europeos para reexaminar las políticas de apaciguamiento hacia el régimen iraní.

Instituto de Investigación para Estudios Europeos y Americanos – En el transcurso de casi 40 años, Irán es el principal patrocinador estatal del terrorismo y tiene una larga y sangrienta historia de ataques terroristas.

Desde 2017, las actividades terroristas del régimen iraní parecen estar aumentando en territorio europeo. Gracias a la buena información, los últimos complots terroristas iraníes no han provocado grandes bajas, pero estos son solo la punta del iceberg.

Los últimos complots terroristas iraníes en Europa son una advertencia y un llamado de atención a los Gobiernos europeos para reexaminar las políticas de apaciguamiento hacia el régimen iraní.

Para llevar a cabo tales operaciones terroristas, Irán utiliza una amplia red de la IRGC: la Fuerza Al-Quds, el Ministerio de Inteligencia (MOIS) y representantes como Hezbolá. Irán tiene una red terrorista organizada establecida en Europa y las personas que fueron arrestadas en relación con los complots terroristas vivieron y trabajaron en Alemania, Austria, Bélgica, Francia, Noruega y Dinamarca.

A pesar de los numerosos ataques terroristas llevados a cabo por Hezbolá en todo el mundo y en suelo europeo, hasta ahora la mayoría de los países de la Unión Europea no han incluido a Hezbolá en su lista de organizaciones terroristas.

El esfuerzo de Irán para ejercer influencia sobre los Balcanes Occidentales y sus Gobiernos plantea una grave amenaza para la seguridad. Irán está utilizando el «poder blando» para mantener e incluso extender su influencia en los Balcanes, a través de vínculos económicos, culturales y religiosos. Irán apoya centros para estudios de religión y ONG’s en los Balcanes para promover la doctrina religiosa radical iraní. Los países europeos deben ser conscientes de la amenaza potencial de los jihadistas chiítas y de la radicalización de los jóvenes musulmanes europeos por la doctrina revolucionaria chiíta.

Irán y Hezbolá son las principales amenazas potenciales para los intereses de Estados Unidos, Israel y la Unión Europea. Esto es algo aún no visualizado por los Gobiernos occidentales. La Unión Europea y sus Estados miembros deben comprender la necesidad de prevenir la amenaza iraní a su seguridad e intereses y tomar las medidas duras necesarias contra el régimen iraní y Hezbolá.

A medida que aumenta la tensión entre Irán y Estados Unidos y sus aliados en Medio Oriente y la delicada situación interna en Irán, los frustrados ataques en Europa marcan una escalada en la voluntad de Irán de emprender violentas operaciones secretas, después de años de restricción.

El régimen iraní parece comprometido con una estrategia para atacar a los disidentes iraníes y los intereses occidentales e israelíes, no solo en lugares donde las contramedidas pueden estar relativamente poco desarrolladas, sino incluso en Europa.

Como se desprende de los diversos complots terroristas iraníes y de Hezbolá en suelo europeo desde 2012, sus aparatos utilizan una amplia gama de militantes de origen iraní, libanés u otros, así como solicitantes de asilo, para misiones de inteligencia o como infraestructura terrorista.

Hay cientos de miembros iraníes de la Fuerza Al-Quds, MOIS y Hezbolá dentro de las fronteras de la Unión Europea, muchos de los cuales podrían activarse si Irán o Hezbolá deciden operar contra objetivos de la Unión Europea, Estados Unidos o Israel en territorio europeo.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, el ex presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, y ​​la ex secretaria de Estado, Hillary Clinton, han instado a la Unión Europea a prohibir a todo Hezbolá como una organización terrorista. Hacer una distinción entre las actividades militares, políticas y sociales de Hezbolá es una ficción, y la Unión Europea debe cambiar de opinión e incluir a Hezbolá en su lista de organizaciones terroristas.

Vía JNS

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More