Estados Unidos ampliará su “programa secreto” para sabotear misiles de Irán

Washington ha intensificado sus esfuerzos para introducir partes defectuosas en la cadena de suministro de Teherán, informa el New York Times.

Atta Kenare / AFP

El miércoles, el New York Times informó el miércoles que Estados Unidos ha escalado un programa clandestino para sabotear misiles y cohetes de Irán como parte de un intento de debilitar el ejército de la República Islámica y causar daños económicos.

Funcionarios de la administración actual y anterior le dijeron al periódico que era difícil cuantificar el éxito del programa. Sin embargo, en los últimos dos meses, Irán ha intentado en dos ocasiones lanzar satélites en pruebas fallidas.

Los Estados Unidos dicen que los planes de Irán para enviar satélites a la órbita demuestran el desafío del país a una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que exhorta a Irán a no realizar ninguna actividad relacionada con misiles balísticos capaces de entregar armas nucleares.

Según el Times, el programa estadounidense comenzó bajo la administración de George W. Bush, cuando Estados Unidos comenzó a integrar partes defectuosas en las cadenas de suministro aeroespaciales de Irán. El programa continuó bajo la administración de Obama, pero se fue reduciendo gradualmente en 2017, cuando fue revivido bajo la dirección del entonces jefe de la CIA, Mike Pompeo.

Captura de pantalla del video del lanzamiento de un satélite iraní, 15 de enero de 2019. (Twitter)
Captura de pantalla del video del lanzamiento de un satélite iraní, 15 de enero de 2019. (Twitter)

 

Bajo Obama, el programa se amplió para apuntar no solo a misiles sino también a lanzadores espaciales.

Teherán dice que ha frenado la mayor parte de su programa nuclear bajo un acuerdo histórico de 2015 con las principales potencias, pero ha mantenido el desarrollo de su tecnología de misiles balísticos.

Los expertos dijeron al periódico que no todas las fallas aeroespaciales de Irán podrían ser atribuidas a los esfuerzos de sabotaje de los Estados Unidos, ya que los misiles son propensos a fallas durante las pruebas.

El vicepresidente de los EE. UU., Mike Pence, a la derecha, y el secretario de Estado de los EE. UU., Mike Pompeo, llegan a la segunda Conferencia para la Prosperidad y la Seguridad en Centroamérica en el Departamento de Estado el 11 de octubre de 2018, en Washington. (Foto AP / Jose Luis Magana)
El vicepresidente de los EE. UU., Mike Pence, a la derecha, y el secretario de Estado de los EE. UU., Mike Pompeo, llegan a la segunda Conferencia para la Prosperidad y la Seguridad en Centroamérica en el Departamento de Estado el 11 de octubre de 2018, en Washington. (Foto AP / Jose Luis Magana)

Sin embargo, Estados Unidos pudo ver el éxito del programa en un momento en que un cohete fabricado en Irán aterrizó en la Zona Verde de Bagdad y no detonó. Un ex funcionario de alto rango dijo que cuando se desmanteló el proyectil, los zapadores encontraron una parte defectuosa que había sido alimentada a la cadena de suministro por los estadounidenses.

La CIA se negó a comentar sobre el programa. El gobierno pidió al Times que retenga algunos detalles sobre la operación para no ponerla en peligro.

El jueves pasado, Estados Unidos prometió permanecer “implacable” al presionar a Irán para que impida su programa de misiles después de que la República Islámica revelara una nueva arma balística días después de probar un misil crucero.

Teherán, que busca la destrucción de Israel, insiste en que ve el programa de misiles como crucial para su postura defensiva, y dice que su existencia no es negociable. También ha mantenido que nunca tuvo la intención de desarrollar armas nucleares y, por lo tanto, su desarrollo de misiles no viola el acuerdo.

Sin embargo, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha presentado pruebas que detallan los esfuerzos y programas de investigación iraníes dirigidos específicamente a producir armas atómicas. En una operación del Mossad, Israel el año pasado sacó un cúmulo de documentación iraní del archivo de armas nucleares de Teherán antes del acuerdo, que Netanyahu dijo, demostró de manera concluyente que Irán está mintiendo cuando dice que nunca trabajó para lograr un arsenal de armas nucleares.

El informe del Times llega cuando Pompeo y Netanyahu planean reunirse en la llamada Conferencia Ministerial para Promover un Futuro de Paz y Seguridad en el Medio Oriente. Los Estados Unidos y Polonia patrocinan la conferencia en Varsovia, que dicen está dirigida a promover la paz y la seguridad en la región, pero parece estar principalmente enfocada en aislar a Irán.

Antes de partir hacia Polonia el martes, Netanyahu  dijo a los reporteros que el foco de la conferencia será Irán, un tema que dijo “une a Israel, Estados Unidos, muchos países del mundo”.

Vía The Times of Israel
Comentarios

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More